El comité organizador de El Ajolote 2020 recurre a lo último en tecnología para garantizar al gremio la más absoluta transparencia en sus calificaciones.

Las cosas hay que decirlas aunque duelan: los concursos de publicidad farmacéutica realizadas en un pasado reciente se excedieron en trampas y chanchullos de los que, al final, todo mundo se dio cuenta. Se daban premios a diestra y siniestra: solo había que pagarlos.  A trabajos de último minuto, en categorías inexistentes, a materiales jamás…

Listos los recintos para El Ajolote 2020: una residencia para el jurado.

En la calle Niágara, en la Col. Cuauhtémoc, se encuentra una señorial mansión de tipo californiano de principios del siglo veinte, espléndidamente estructurada con todas las comodidades modernas. Aparte de encontrarse céntricamente situada el lugar cuenta, en su interior con bastantes oficinas y funcionales salas de juntas, así como una cocina con su respectivo comedor…